Profesiones de management y liderazgo: Business Unit Manager

¿Qué es un Business Unit Manager?


El Business Unit Manager (BUM) es un profesional del análisis financiero. Su objetivo principal es mejorar la facturación y limitar las pérdidas potenciales de la empresa en la que opera. En su vida diaria cumple tres acciones clave: planificación, gestión de presupuestos y gestión de equipos.

El BUM suele estar presente en estructuras como tiendas, centros de distribución (supermercados, supermercados o incluso tiendas dedicadas), agencias o compañías de seguros, bancos, etc. Establece los objetivos que debe alcanzar su equipo de ventas, para lo que desarrolla una estrategia comercial que presentará a su dirección general.

Bajo la supervisión del Jefe de Ventas, el Business Unit Manager participa activamente en el seguimiento de las operaciones comerciales. Se encargará de presentar los "números" de la empresa; márgenes, gastos y rotación.

Para llevar a cabo su misión con éxito, el BUM debe conocer con gran detalle el funcionamiento de la empresa donde trabaja.

¿Cuál es el rol del Business Unit Manager?

El Business Unit Manager está presente en casi todas las operaciones y funciones de la empresa. Su papel radica en administrar y optimizar la facturación. Garante de obtener beneficios, dedica todo su tiempo al desarrollo comercial de la entidad para la que trabaja. La función del BUM se considera decisiva debido a su posición entre la dirección y los equipos de campo.

Es la primera persona a cargo del equipo de ventas, así como de su actividad personal y colectiva. Su día a día está marcado por la gestión del equipo; conociendo a los diferentes actores e informando a sus superiores.

Por lo tanto, el BUM debe ser capaz de tomar el mando, pero sin llegar a adquirir un papel dictatorial frente a sus colaboradores.

management y liderazgo

¿Cuáles son los objetivos del Business Unit Manager?

Los objetivos de un Business Unit Manager pueden variar según el contexto organizativo y técnico de la empresa en la que esté, y del tamaño del equipo que tenga bajo su responsabilidad.

Definir e implementar la estrategia comercial

Sin duda, su principal objetivo. La estrategia la tendrá que desarrollar en línea con las orientaciones de la empresa que le emplea. El BUM debe encontrar acciones estratégicas relevantes, y recurrentes, que le sirvan para persuadir e influir a los actores deseados.

Para hacer esto, el Business Unit Manager debe desarrollar los canales de distribución y comunicación. Debe analizar las fuerzas internas haciendo referencia al aspecto cualitativo y cuantitativo de las ventas.

Una vez completado este paso, el BUM definirá un “plan de batalla”. En el mejor de los casos será el encargado de planificar las tácticas; escogiendo el momento adecuado, los productos correctos y la mejor perspectiva posible.

Finalmente, podrá ofrecer a su equipo una base de datos centralizada sobre la cual poder trabajar. ¡Lo que será una verdadera mina de oro, el auténtico capital de la empresa!

Gestionar la actividad

Para que el proyecte sea exitoso, es esencial que el BUM tenga la capacidad de tomar decisiones. El Business Unit Manager debe garantizar el desempeño del equipo del proyecto mediante el monitoreo sistemático de indicadores como el margen, la rotación, etc. Una gestión de proyectos bien administrada ahorra dinero y tiempo, pudiendo cumplir con los plazos.

Administrar al personal

business unit manager

Depende del Business Unit Manager el asignar las tareas al equipo. Tiene la capacidad de determinar quién está más cualificado para llevar a cabo tal o cual trabajo. Como mánager, será quien defina las misiones y objetivos de sus empleados. El BUM debe garantizar que el trabajo se realice de manera eficaz y oportuna.

También es responsable del reclutamiento dentro de la empresa. Su objetivo es encontrar a las personas adecuadas para los puestos; capacitándolos mediante formaciones, con el objetivo de potenciar el desarrollo de la organización.

Seguir los pedidos

El Business Unit Manager debe encargarse de hacer seguimiento a los pedidos que previamente ha conseguido negociar al mejor precio con los distintos proveedores. También tendrá que verificar que los productos recibidos estén en conformidad con lo solicitado.

Formar, animar y motivar a los vendedores

Como ya hemos comentado previamente, el Business Unit Manager puede organizar sesiones de formación para sus colaboradores. Algo absolutamente imprescindible para impulsar el desempeño y desarrollo de la empresa. Paralelamente, se debe realizar un control regular del trabajo de cada empleado. El BUM puede motivar a sus grupos de trabajo motivándose a sí mismo. Con esto en mente, puede crear desafíos, asequibles, en equipo y por un tiempo limitado.

Con esto, conseguirá desencadenar una gran cooperación entre todos los actores, y como la sed de éxito y la satisfacción personal están en juego, todos lucharán por lograrlo.

El Business Unit Manager sabe cómo corregir los errores que se hayan podido cometer sin “dañar” a la otra persona. Así como agradecer y valorar positivamente a sus empleados cuando el trabajo sea bueno. Para ello, podría organizar eventos varias veces al año (cenas, pequeños seminarios, dinámicas de grupo, etc.).

Estos momentos de convivencia fuera del contexto profesional refuerzan la cohesión del equipo, lo que promueve resultados positivos para el trabajo: un ambiente de trabajo agradable, atractivo y una mejor productividad.

¿Cuáles son las competencias necesarias para ser un Business Unit Manager?

Es un puesto que suele estar bien remunerado y ofrece posibilidades reales de crecer dentro de una empresa.

Al participar en la definición de la estrategia financiera de la empresa, el Business Unit Manager debe ser capaz de preparar el presupuesto necesario y predecir posibles cambios en el mercado.

No puede ser una persona que tienda fácilmente a padecer estrés. Las fuentes de presión son constantes en este puesto porque es responsable de muchas tareas. Es, de hecho, la primera persona encargada del cumplimiento de los objetivos comerciales.

El Business Unit Manager debe saber priorizar las tareas y ser capaz de resolver rápidamente todos los problemas.

También debe lograr animar y motivar al equipo para lograr los objetivos, coordinando múltiples misiones y proyectos con las distintas partes interesadas.

Finalmente, el BUM debe tener un excelente sentido de comunicación. Aunque es autónomo, tendrá que comunicarse constantemente con su equipo, y con la dirección.

¿Cómo convertirse en un Business Unit Manager?

Un perfil con experiencia en el departamento comercial o de marketing sería un candidato idóneo. Pero no basta con la experiencia. Una buena formación, especialmente en gestión de equipos comerciales será clave si ya se ha tenido experiencia en el terreno, por eso te invitamos a que conozcas todos nuestros cursos en management, metodologías ágiles y liderazgo.

Otras profesiones: