¿Cómo dirigir a tus equipos trabajando en remoto?

09/09/2020

El teletrabajo ya era algo relativamente común en el mundo empresarial antes de la reciente pandemia. Pero como muchos profesionales se han visto obligados a trabajar desde casa, esta tendencia se ha visto acelerada. De repente, aquellos que sólo habían enviado unos pocos correos electrónicos desde su teléfono o que simplemente había tenido que asistir a unas pocas videoconferencias se han encontrado trabajando en remoto a través de herramientas como Zoom, Slack y Teams.

trabajando en remoto

Los managers que contaban con experiencia previa en teletrabajo consiguieron adaptarse y ajustar a sus equipos relativamente fácil. Sin embargo, aquellos con poca experiencia tuvieron que aprender, desde cero, a dirigir sus equipos de una manera completamente diferente, y prácticamente de la noche a la mañana.

Es cierto que el trabajo a distancia tiene muchas ventajas, sobre todo en cuanto a su comodidad, pero hay algunos inconvenientes. No importa cuán inteligente sea la tecnología, es imposible replicar completamente la conexión que se da en una reunión cara a cara. El cerebro está programa para tratar con las personas en la vida real, no a través de una pantalla de un ordenador.

Sin embargo, incluso cuando la pandemia ya no sea un problema, el trabajo remoto se convertirá en algo habitual en nuestras vidas profesionales. Por eso es importante ser capaces de resolver lo siguiente: ¿cómo liderar a un equipo en este entorno?

El camino para convertirse en un manager de equipos remotos

El teletrabajo es un tema popular en nuestra colección de adquisición de habilidades #UP. Cubrimos, desde cómo comunicarse efectivamente, hasta cómo llevar a cabo una reunión virtual efectiva.

Una gestión remota efectiva depende en gran medida de tener una estructura robusta en el lugar de trabajo. Dado que la mayoría de los miembros del equipo trabajan por separado, una estructura clara ayuda a todos a mantenerse enfocados y en el camino correcto.

En uno de los módulos, incorporamos las cuatro etapas del modelo de desarrollo de equipo de Tuckman. Aunque el modelo fue creado por Bruce Tuckman en 1965, la teoría detrás de él encaja muy bien con el concepto de gestión remota y sigue siendo muy actual, como se puede ver en cada una de las etapas:

Forming

Los nuevos miembros del equipo dependen en gran medida del líder. En esta etapa, el líder establece el propósito y los objetivos del equipo, y se asegura de que todos los miembros entiendan el papel que desempeñan. Esto es crucial para la gestión en remoto, porque habrá una interacción reducida entre los miembros del equipo en comparación con una situación de la vida real.

Storming

Tras un tiempo, la dinámica del equipo comienza a rodar. Se crean relaciones pero también surgen conflictos. Los líderes deben reforzar los objetivos, formar a los miembros de su equipo y manejar rápidamente cualquier situación de conflicto que pueda darse.

Norming

Si el líder ha dirigido el equipo eficazmente hasta este punto, habrá conseguido que haya acuerdo y consenso entre los miembros. Así pues, las grandes decisiones pueden ser tomadas sin grandes complicaciones y las decisiones más pequeñas pueden ser delegadas. El estilo de trabajo del equipo es ahora mucho más familiar y todos juegan un papel claramente definido.

Performing

El equipo está al máximo. Centrado y dispuesto hacia una misma dirección. Pueden surgir conflictos y desacuerdos pero se resuelven positivamente y sin necesidad de que el manager se involucre. De hecho, en esta etapa, el líder no tiene necesidad de intervenir para dar indicaciones, sólo para ofrecer consejos si se le pide.

Cuando los dirigentes siguen esta estructura, la dinámica del equipo en remoto se verá beneficiada. Es fundamental en todo este proceso transmitir con claridad los objetivos, por lo que se requiere una buena capacidad de comunicación.

Las reuniones a distancia deben estar claramente estructuradas desde el principio; establecer objetivos claros de antemano, y un límite de tiempo para la reunión. Cuando la gente trabajaba desde su casa durante la pandemia, muchos protestaban por tener demasiadas reuniones online, o porque estas se prolongaban demasiado: "¡Podría haber sido un correo electrónico!”

Asegúrate de que tus equipos estén involucrados durante las reuniones, para que se centren en la discusión que se está llevando a cabo, en lugar de distraerse revisando correos electrónicos o mirando Instagram... Es responsabilidad del manager el mantener la conversación fluida y evitar que nadie se vuelva demasiado protagonista.

Hay muchas más técnicas que te ayudarán a gestionar eficazmente tus equipos de forma remota. Creemos que es importante conocerlas ya que el teletrabajo está llamado a ser parte fundamental de la “nueva normalidad”.

Nuestro próximo curso de Gestión Remota aquí.

Puedes encontrar más información sobre la Colección de Adquisición de Habilidades de Cegos #UP aquí.
Contáctanos hoy para discutir cómo podemos ayudar a tu gente a mejorar sus habilidades.